La silla de Loles‏


 

Este post es un encargo chatarrero! Nos encantan los encargos porque si disfrutamos haciendo cosas para nosotros, disfrutamos aún más haciéndolos para los demás!
Un día que mi cuñada Loles estaba en nuestra casa de visita, me comentó que estaba buscando un banquito o una silla pequeña para poner en la entrada de su casa. Estábamos en la habitación donde guardamos todas las cosas que aún no tienen una ubicación definitiva (la habitación de pensar) y mientras me lo comentaba me señaló una silla que habíamos comprado en el rastro hacía unos meses por 5 euros y me dijo "Algo tipo eso". Rápidamente le dije que si le gustaba se la daba y que le hacía un cambio de "imagen" porque la silla tenía un tapizado de terciopelo amarillento bastante feo que no le hacía para nada justicia.
Aquí podéis ver como era la silla. Las fotos no tienen mucha calidad porque están hechas con el móvil!
 



Nos pusimos a mirar telas en internet y escogimos una muy chula de mariposas. Ya lo teníamos todo así que me puse manos a la obra.
El mayor trabajo de tapizar es quitar la tela anterior, ya que hay doscientos millones de grapas que hay que sacar con cuidado para no estropear la silla. Cuando la tela ya estaba quitada vi que la espuma estaba muy deteriorada, así que también fuera con ella.

 


 
Una espuma nuevita y manos a la obra con el tapizado!! Esta vez no fue tan fácil como la silla Union Jack, porque estaba tapizada con la técnica del capitoné. Primer problema!! Y esto como se hace?? Pues ni idea! Doblo por aquí, tuerzo por allá y parece que está (por lo menos muy parecido si que quedó). Los botoncitos los mandé tapizar en una mercería, había visto por internet la maquinita que los hace, pero no puedo meter un trasto más en casa!!! Jajaja. Por detrás decidí ponerle una tela negra, así destacaría más la tela de mariposas de delante. Terminado el tapizado y la colocación de los botones sólo faltaba colocar la cinta de pasamanería para tapar las grapas. Para la parte de abajo del asiento que es la que más se ve escogí una de madroñitos y para el resto la típica de tapicero que queda muy bonita.
Y éste es el resultado final....tachan!!!!
 





 
Creo que a Loles le va a encantar! No lo creeis??



 
Ya sea un proyecto o un encargo chatarrero nosotros siempre lo hacemos con cariño y esmero!!!!
 
 
 

6 comentarios:

  1. Que preciosidad, vaya cambio!!!!!! Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Parece mentira lo que hace una tela bonita eh? Feliz de que te guste!! Besos!

      Eliminar
  2. Ostras me has dejado sin palabras!! No me digas que eres una aficionada tapizando, no no, eres una profesional como la copa de un pino, si señor. Me parece super difícil, vamos yo no me atrevería. La tela es preciosísima y queda de infarto con el color de la madera. No tengo ninguna duda de que a tu cuñada le va a encantar.
    Felicidades artista!!
    Besitos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bea es mi segunda silla tapizada, la primera fue la Union Jack. Es cuestión de paciencia y arrancarse a ello sin miedo! Has de animarte un dia, ya veras que el resultado es fantástico!! Gracias por pasarte por aqui y dejar siempre comentarios tan positivos! Eres un amor! Besos!!!

      Eliminar
  3. y claro que me encantó!!! ahí esta en la entrada de mi casa, nada más llegar es la que te recibe....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yuhuuu!!! Jjjjj tengo que ir a ver que tal queda ;-)

      Eliminar